Skip to content

8 razones principales por las que las mujeres engañan en su relación

¿Alguna vez te has preguntado si las mujeres engañan tanto como los hombres? El estereotipo creado en torno al concepto de engaño ha sugerido que los hombres engañan más, lo cual es solo la mitad de la verdad. Las mujeres son igualmente capaces de hacer trampa en una relación, sin embargo, son bastante mejores para ocultarlo.

Mientras que los hombres en su mayoría engañan porque no están contentos con cómo es su relación física con su pareja. Quieren más y, por lo tanto, van a buscarlo en otra parte. Sin embargo, las mujeres anhelan algo más que una conexión física. Cuando una mujer engaña, toma en consideración muchas razones, lea con anticipación para descubrir por qué las mujeres engañan en el amor.

Razones emocionales por las que las mujeres engañan en una relación

1. Desconexión:

Una de las principales razones por las que las mujeres se desinteresan de una relación en curso es la falta de conexión que sienten en un vínculo. Todo el mundo sabe que las mujeres son muy emocionales y les resulta muy alarmante y sorprendente cuando se les expresan. Quieren que sus socios se involucren emocionalmente.

Quieren que hagan grandes gestos y digan pequeñas palabras que resuenen en su corazón durante mucho tiempo. Sin embargo, cuando llevas mucho tiempo en una relación, empiezas a perder esa chispa. Ya no te sientes tan joven.

Cuando pasa tanto tiempo, esperas que tu pareja entienda las cosas que no le dices. Sin embargo, las mujeres quieren reconocimiento, a veces quieren que se les recuerde lo especiales que son para ti. Cuando dejes de hacer eso, lo más probable es que empiecen a buscar el consuelo emocional en otra parte, lo que resultará en engañar a las personas con las que están.

2. Aburrimiento:

Los hombres no son las únicas personas que quieren un poco de sabor en la relación. En cambio, las mujeres también anhelan variaciones. Ya sabes cómo después de unos años o incluso meses las parejas se vuelven monótonas con sus rutinas. Hay noches de citas menores y sorpresas románticas; la rutina puede volverse muy aburrida.

Así como los hombres pueden aburrirse de la rutina del mismo sexo, las mujeres se cansan de las mismas actividades que hacen juntas. Si tuviste una pareja que te engañó durante tu relación, pregúntate: ¿dejaste de traerle flores? ¿Pasaron mucho tiempo en sus teléfonos o frente al televisor en lugar de hablar entre ellos?

Si la respuesta a cualquiera de estas preguntas es sí, entonces debes entender que ella se aburrió de lo rutinaria que eran tus vidas. Salió a buscar variaciones. Quería dejarse llevar y tener aventuras. Esta es una de las principales razones que pueden obligar a una mujer a engañar a su amante.

3. Abuso:

Sentirse violado físicamente es una cosa, pero sentirse violado emocionalmente puede arruinar a una persona. Podrían empezar a hacer cosas que nunca pensaron hacer. En el mundo de hoy, hay tantas personas atrapadas en relaciones abusivas, el abuso no solo se limita al abuso físico, sino también al abuso mental y emocional.

Las mujeres experimentan todos estos abusos en múltiples frentes por parte de sus amantes. A veces ni siquiera tiene que ser algo demasiado grande, las pequeñas tendencias abusivas pueden hacer que una mujer llegue a su punto de ruptura. Si alguna vez la has abusado emocionalmente y te preguntas por qué eligió a otro hombre en lugar de ti, tal vez deberías pensar en cómo la tratas.

El abuso y el sentimiento de no ser apreciado en una relación pueden llevar a una mujer a buscar comodidad y tranquilidad fuera de su relación. Podrías reducir las posibilidades de que esto suceda si te vuelves más consciente de tu comportamiento con ella y con las personas que te rodean. Esto no es solo para ella, sino también para ti. ¿No querrías ser una persona amada por la gente, en lugar de ser temida?

Artículo relacionado: 5 etapas importantes de las relaciones por las que atraviesan las parejas
5 etapas importantes de las relaciones que atraviesan las parejas Si le preguntas a las parejas por qué, cómo, de quién y cuánto tiempo tardas en enamorarte, la respuesta variará de 5 segundos a minutos, días, meses y años.

4. Venganza:

La venganza es una emoción fuerte; a menudo se genera por haber sido agraviado. Todo el mundo sabe que los hombres a menudo se desvían de su relación y engañan activamente a sus parejas. Cuando los hombres son desleales, las mujeres tienden a no entender cómo reaccionar. La mayoría de las mujeres temen enfrentarse a los hombres por temor a que se vayan si se reconocen los asuntos.

La ausencia de una salida saludable les permite aumentar el sentimiento de venganza. Una noche de borrachera o un poco de tiempo a solas podría dejar que los fuertes sentimientos se apoderen de ellos y en un momento de absoluta debilidad las mujeres pueden engañar a sus parejas.

Es posible que la venganza no provenga simplemente de que sus parejas los engañen, sino que incluso podría provenir de la injusticia general que puedan sentir en una relación: esto podría incluir la negligencia de un hombre hacia las responsabilidades domésticas, una mujer constantemente atrapada en la casa mientras un hombre disfruta. su vida. Las mujeres pueden comenzar a resentirse contigo si no pones al menos la mitad del esfuerzo que ella pone en tu vida.

Razones físicas por las que las mujeres engañan en una relación

1. Anhela la intimidad:

Las mujeres no siempre se tratan solo de emociones. Algunos de ellos anhelan la relación perfecta en el dormitorio, al igual que los hombres. Las sensaciones de antojo pueden variar, pero eventualmente ambos quieren una relación física más satisfactoria. Entonces, si está tratando de responder la pregunta de por qué ella lo engañó, una vez que haya terminado de analizar las razones emocionales, debe analizar si las mujeres estaban satisfechas con usted de otras maneras.

Mientras que para los hombres, puede estar bien tener sexo y lo mínimo es algo que buscan lograr. Sin embargo, con las mujeres, simplemente no quieren sexo de rutina, a veces ni siquiera quieren ser demasiado salvajes o aventureras en la cama, sino solo un poco más de intimidad. Cuando estés en la cama con ella, bésala un poco más, acaricia su cuerpo, hazla sentir deseada.

2. Necesidades sexuales insatisfechas:

Las mujeres también pueden experimentar sensaciones insatisfactorias de su tiempo en el dormitorio. De hecho, las mujeres sienten esto más que los hombres, mientras que los hombres pueden estar preocupados por la poca variación que hay en su vida sexual. Las mujeres podrían estar preocupadas por el poco tiempo que pasas tratando de complacerla.

¿Sabes cómo es el sexo en el comienzo de una relación en la que estás probando cosas nuevas y tu objetivo principal a veces se vuelve solo complacerla y dejarla pasar un buen rato? Las mujeres quieren eso incluso después de haber pasado un tiempo considerable en una relación con ella. Quiere que sigas presionando sus botones, probando cosas nuevas con ella o con ella, y te sientas joven de nuevo.

Las mujeres a menudo se desvían de su lealtad y terminan engañando porque están ridículamente insatisfechas con su relación actual. Para asegurarte de que su cabeza no se desvíe de tus pensamientos, debes asegurarte de darle algo nuevo: besar su cuello, abatirla, enviarle un mensaje de texto sucio. Hazla sentir validada y deseada. Hará maravillas.

3. Envejecimiento:

Las mujeres que se alejan de sus parejas y buscan consuelo en otro lugar son a menudo (no siempre) las que tienen más de cuarenta años o son adultas jóvenes. Ambas edades son cuando las mujeres están experimentando cambios corporales y están creciendo fuera de la piel que alguna vez las hizo sentir jóvenes, deseadas y el centro de atención.

Las mujeres son muy inseguras sobre su apariencia y cómo ven a su hombre. Cuando atraviesan cambios que los hacen sentir ajenos en su propia piel, necesitan el apoyo de sus parejas, para sentirse validados. Los hombres a menudo no lo ven como una gran experiencia que cambia la vida y, por lo tanto, se olvidan de apreciarlos.

Las mujeres, cuando se sienten desatendidas, a menudo buscan en otros lugares el consuelo que desean de sus propios hombres. Harán trampa para asegurarse de que los hombres todavía quieran algo, para sentirse validados.

4. No atractivo:

A menudo culpamos a las mujeres por lo descuidadas que estaban cuando el hombre las engaña. Los culpamos por no mantenerse, cuidarse y dedicar todo su tiempo a los niños y la casa. Los hombres necesitan ver algo que quieren. Lo gracioso es que esta regla funciona en ambos sentidos. Los hombres, cuando están en una relación por mucho tiempo, se olvidan de cuidar de sí mismos.

Es comprensible que sientan que ya no necesitan impresionarla, pero sí necesitan asegurarse de que su mente no divague en otra parte. Las mujeres se desaniman cuando un hombre ya no luce bien por la preocupación de perderla. Quiere que su hombre esté bien cuidado. Si una mujer comienza a encontrarte poco atractivo, es posible que aún te ame, ¡pero su mente se desviaría hacia hombres bien vestidos, bien cuidados y de apariencia elegante!

Resumen

Hombres y mujeres hacen trampa en las relaciones, no es un secreto oculto. Pero por qué ambos harían trampa es un misterio para algunos. Mientras que los hombres engañan por lo aburridas que se vuelven sus relaciones; las mujeres engañan por múltiples razones que incluyen tanto razones físicas como emocionales. Las razones emocionales para hacer trampa incluyen su sentimiento de abandono, el sentimiento de venganza, las secuelas del abuso y el aburrimiento y la soledad.

Las razones físicas por las que una mujer puede engañar es cuando comienza a encontrarte poco atractivo por el poco esfuerzo que pones; sus propios cambios físicos que la vuelven insegura y buscan validación, venga de donde venga; puede que no esté del todo satisfecha con cómo es su relación física.

Artículo relacionado: 6 consejos sobre cómo ser un chico atractivo que toda mujer desea
6 consejos sobre cómo ser un chico atractivo que toda mujer desea Busque en Google la definición de “chico guapo” y obtendrá toneladas de respuestas diferentes.